11 ERRORES DE MARKETING QUE PROBABLEMENTE ESTÁS COMETIENDO

El marketing es hermano gemelo de la innovación en las empresas. Por lo tanto, es imposible innovar y conseguir resultados sin una estrategia efectiva de marketing.

A pesar de su importancia, y de que muchas empresas insistan en afirmar que tienen una estrategia de marketing bien definida; la mayoría se equivoca.

Por tal razón terminan desperdiciando dinero y obteniendo resultados completamente divorciados de las proyecciones realizadas.

Para darte una idea más clara de lo que me refiero, he recopilado 11 de los errores de marketing más comunes en la actualidad y que probablemente tú también estás cometiendo.

Aquí están:

No. 1. No tienes una estrategia documentada

A pesar de que el 83% de los mercadólogos tienen una estrategia de marketing, apenas el 35% de ellos tiene un plan debidamente documentado.

estadística

Documentar tu estrategia es uno de los pasos principales a la hora de realizar una gestión de marketing efectiva.

La razón de esto es que, cuando plasmas por escrito tus objetivos y la manera en que pretendes alcanzarlos, cuentas con una guía que te sirve para lo siguiente:

  • Comunicar tu visión a otros.
  • Evaluar la ejecución respecto a lo planeado.
  • Prever eventualidades.
  • Establecer metas a corto plazo para tu equipo.
  • Aclarar dudas
  • Y, consultar durante la ejecución de las estrategias.

Al momento de redactar tus estrategias, sé tan explícito como te sea posible. De forma que cualquiera que lea el plan, sea capaz de entenderlo y ejecutarlo sin mayores inconvenientes.

Para información más completa sobre el proceso de elaboración no solo de las estrategias sino de un plan de marketing en general, visita mi publicación sobre cómo elaborar un plan de marketing.

No. 2. Tu página web está obsoleta

Hace varios años, una página de internet era un lujo que solo ciertas grandes marcas ostentaban, luego pasó a ser un recurso importante y asequible para la mayoría; hoy en día, con 3.2 billones de personas a nivel mundial usando internet de manera frecuente, es obligatorio para los negocios tener presencia activa en internet.

Sin importar tu industria, ni cuan reducido sea tu nicho en el mercado; existe un elemento común: La mayoría de los consumidores utilizan internet.

Para conectar con esos consumidores y atraer visitantes nuevos, tu página web debe tomar en cuenta los siguientes factores:

  • Optimización para motores de búsqueda (SEO)
  • Diseño
  • Actualizaciones
  • Contenido
  • Segmentación
  • Promoción

La gente ya no recurre a los anuncios en los periódicos para encontrar las respuestas a sus necesidades.

En lugar de eso, van a Google y escriben su problema para esperar a que el navegador les brinde opciones de posibles soluciones.

Si tu sitio web no aparece entre esas posibles soluciones, y no entrega de forma atractiva una propuesta que capte la atención del internauta; quedarás último en la carrera por captar la mayor cantidad de clientes posible.

No. 3. No tienes un blog

Un blog es una bitácora digital en la que se publica información frecuente sobre una temática específica, ordenada de forma cronológica.

Con la evolución del marketing tradicional y la migración hacia el marketing de contenido, los blogs se han convertido en una de las principales herramientas para la captación de clientes en casi todas las industrias y sectores comerciales.

A través de los blogs, puedes obtener una lista enorme de beneficios para tu negocio, entre los que figuran:

  • Darle voz a tu empresa
  • Mejorar tu visibilidad en los buscadores
  • Construir una audiencia
  • Educar a tu audiencia
  • Dar soporte y servicio al cliente
  • Construir confianza
  • Retroalimentarte
  • Generar ventas, etc.

No. 4. No tienes una lista de correos

Una lista de correos es una base de datos segmentada que contiene los correos (u otra información relevante), de tu audiencia.

La razón por la que este elemento debe de ser una pieza clave de cualquier estrategia de marketing es que te permite mantener un contacto permanente con tu audiencia.

La mayoría de la gente cambia con frecuencia de número de teléfono, pero rara vez cambian su dirección de correo electrónico.

A través de una lista de correos puedes:

  • Enviar promociones
  • Notificar sobre nuevos servicios
  • Realizar encuestas
  • Compartir información relevante sobre tu empresa o industria

No. 5. Ignoras el poder del marketing de contenidos

La cantidad de contenidos en internet sigue creciendo cada día a un ritmo acelerado. Más de 3,7 millones de publicaciones se realizan a diario; lo que convierte al ciber espacio en un ambiente altamente competitivo.

Blog post publicados por día
Blog post publicados por día

Este elevado volumen de publicaciones no es pura casualidad; la razón de esto es que las marcas se han dado cuenta de que las estadísticas favorecen a quienes brindan más y mejor información a sus usuarios.

Según Top Rank en su última publicación de datos sobre la situación del marketing de contenidos en los negocios del tipo B2B (business to business = negocio a negocio); el 93% de los mercadólogos afirman estar empleando el marketing de contenido como parte de su estrategia general de marketing.

No. 6. No conoces a tu audiencia

Un grave (y muy frecuente) error en la mayoría de los negocios es ignorar por completo quien es realmente su audiencia.

Por tal razón, luego de gastar enormes sumas de dinero en promoción y marketing; se encuentran con la amarga realidad de no poder ver los resultados.

Conocer a tu audiencia (en el amplio y detallado sentido de la palabra), te permite ajustar tu estrategia de marketing a las características particulares de cada segmento de tu mercado.

Para expresarlo de forma sencilla; la manera más efectiva de determinar cómo se le debe vender a una audiencia, es conociendo sus características, necesidades y gustos particulares.

No puedes pretender superar a tu competencia cuando ni siquiera conoces bien a tu audiencia.

No. 7. No mides tus indicadores

Los indicadores son cada una de las variables que arrojan información sobre la situación actual y/o el desempeño de un determinado proceso u operación.

En marketing; junto con la elaboración de objetivos, se requiere de la creación de métodos que permitan medir los resultados de las decisiones tomadas y evaluar que tanto se asemejan estos a los a los resultados proyectados.

El principio detrás de este punto es simple: No se puede controlar lo que no se puede medir.

De ahí que la medición es la actividad que permite evaluar el grado en que se están logrando los objetivos.

Algunos de los indicadores más importantes en cualquier estrategia de marketing son:

  • Retorno sobre inversión (ROI, en inglés)
  • Posicionamiento
  • Engagement
  • Alcance
  • Brand awareness

El comportamiento de estos indicadores es lo que define la manera en que está marchando (Para bien o mal) la empresa.

No. 8. No tienes presencia en las redes sociales

Las redes sociales son el complemento por excelencia de cualquier estrategia de marketing.

Esto se debe a que, principalmente, congregan cantidades colosales de personas que diariamente destinan horas de su tiempo a consumir contenido dentro de las mismas.

Entre sus principales beneficios para las marcas se encuentran:

  • Creación de audiencia
  • Mejora del posicionamiento
  • Interacción en vivo
  • Feedback
  • Medición del engagement (interacciones de los usuarios con la marca)
  • Generación de ventas
  • Comunicación

No. 9. No pagas por publicidad

Todos amamos las cosas gratis. Y por supuesto que puedes obtener buenos resultados con tu estrategia de marketing sin necesidad de invertir cantidades significativas de dinero.

Pero… y aquí es donde se separan unos de los otros; esos resultados no se logran en el mismo tiempo ni en la misma escala cuando no se invierte dinero en publicidad.

Por ejemplo; a lo largo de los años Facebook (que a la fecha es la red social más grande del mundo), ha venido implementando la política de reducir el alcance orgánico de las publicaciones.

Esto para llegar al punto en que, para que tu contenido pueda tener un nivel de exposición aceptable frente a la audiencia, debes pagar por publicidad.

facebook ads

Por si no lo sabías, el alcance orgánico de una publicación es el grado de exposición o alcance que esta puede llegar a tener sin necesidad de ser impulsado por la publicidad de pago.

Sé que esa clase de cambios no hacen feliz a nadie (que no sea inversionista de Facebook), pero la realidad es que todas las redes sociales son un negocio.

Si quieres beneficiarte de las posibilidades que estas ofrecen para las empresas, debes estar dispuesto a pagar el precio.

No. 10. No conoces a tu competencia

En el punto no. 6 hablé sobre el conocer la propia audiencia. Junto con esto está la segunda parte de la ecuación, conocer la competencia.

Para conocer a tus competidores, debes estudiarlos con el mismo rigor con que estudias a tus consumidores.

Estudiar a tu competencia te brinda esencialmente dos tipos de informaciones:

  1. Información sobre las estrategias que estos están implementando
  2. Información sobre cómo los clientes están reaccionando ante ellas.

Ambas informaciones, te sirven como punto de referencia práctico para ajustar tus propias estratégias a lo que le está funcionando a la mayoría, evitar cometer sus errores y superarlos en sus debilidades.

No. 11. No trabajas consistentemente

Obtener resultados positivos de cualquier estrategia de marketing, independientemente de cual sea, no es tarea fácil.

Es un trabajo constante que se fundamenta en planificar, ejecutar, medir, ajustar y repetir.

Debido a que muy pocas empresas están dispuestas a invertir la cantidad de trabajo, esfuerzo y dedicación requeridos para obtener los resultados; terminan desperdiciando recursos y con la errada idea de que el marketing es un gasto innecesario y no influye de forma significativa en los resultados finales.

Pero tomemos como ejemplo a grandes marcas como Coca Cola, Starbucks, Apple, General Electric, Nike y McDonald´s. Todas tienen en común lo siguiente:

Invierten enormes cantidades de recursos en estrategias de marketing dirigidas a fortalecer cada una de las diferentes partes de su marca.”

No ven el marketing como una cuestión de 30 días, sino que lo han hecho parte integral de su modelo de operación.

Conclusión

Como dije antes, el marketing se trata de planificar, ejecutar, medir, ajustar y repetir.

Si te apegas a este esquema de trabajo e inviertes la cantidad de trabajo necesario; es prácticamente seguro que los resultados salgan a relucir.

Si te gustó el contenido, no olvides compartirlo con tus amigos en las redes sociales.

Suscríbete al blog para recibir los mejores tips sobre cómo evitar cometer estos errores y sacarle el máximo a tu negocio a través del marketing bien hecho.

Me gustaría saber ¿Cuál es el principal desafío que enfrentas en tu negocio respecto al marketing? (respóndeme en los comentarios)

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *